Ibiza está llena de pueblecitos blancos típicos del sur mediterráneo que nos harán recordar a las islas griegas sin salir de España, una muy buena elección sería visitarlos dando un rodeo a la isla para conocer cada uno de sus puntos cardinales y ver como el medio ambiente es cambiante por toda la isla. Es preciosa por donde la mires pero las sensaciones que nos hará vivir si la vemos entera será mucho mas completa y gratificante al terminar nuestro viaje.

Su capital está llena de fiestas para a juventud, famosas por sus Dj y los famosos que asisten a ella, así que no nos veremos ninguna noche aburridos sin saber que hacer, siempre habrá un lugar con ambiente en el que tomarnos una copa y pasar la noche con una chica rubia guapa.

El turismo en Ibiza no es siempre de fiesta, también encontramos una gran variedad de edificios antiguos como iglesias y monumentos, famosos por permanecer casi intactos por su cuidado y poco uso, que junto al sol que da en la isla nos parecerá celestial.

Hay algo que no nos podremos perder, y es pasear por los montes escarpados que tenemos en Ibiza, llenos de fauna salvaje y matorral mediterráneo de gran variedad. Podemos pasear a nuestro perro y nuestros familiares mayores sin miedo a que les ataque un dinosaurio por sorpresa, así que no será necesario que llevemos un arma con nosotros siempre y cuando nuestra intención sea volver con alguno de los dos.

Es importante que llevemos protector solar porque el sol en al isla nos quemará la piel, tambien un sombrero y gafas de sol nos dará la comodidad que necesitamos para no preocuparnos de un golpe de calor fulminante que nos dejará secos en el pavimento, así que comprad agua en el kiosko mas cercano acompañado de un maxibón y vuestra única preocupación será que la nata del helado chorree entre tus dedos y se seque entre ellos dejandote los dedos pegajosos como un chicle.

Ibiza está rodeado de acantilados y playas vírgenes lleno de flora y fauna, su agua cristalina y la arena fina te darán la sensación de estar en el mismo caribe sin salir de Europa.

En las playas mas concurridas se nos hará difícil poder descansar y alejarnos de la humanidad para poder relajar nuestra mente, así que recomendamos elegir un buen lugar para tomarnos el baño sin turistas bajo tu sombrilla, el agua llena de crema solar, niños dando vueltas por todos lados y molestando a tus familiares.

Las playas mas tranquilas y menos concurridas las encontraremos al norte de la isla, incluso iremos a cabos donde estaremos solos todo el día con total libertad de poder practicar nudismo o desatar nuestros mayores fetiches como tener sexo entre las rocas.

La pesca está prohibida en toda la isla, aun más en los entornos reservados así que tendremos cuidado en darnos cuenta en que parte de la isla estamos, si estamos en un entorno protegido jamas deberemos intentar pescar o tendremos problemas serios, si no es un entorno protegido con mucho cuidado y respeto podremos practicar este deporte sin molestias y sin miedo a una multa, nos harán la lista gorda siempre.

También sería interesante la opción de comprar uno de los hinchables de moda del verano para adentrarnos en el agua y mirar hacia abajo para ver la fauna acuática a través del agua cristalina que nos facilitará la vista como si de un cristal fuese debido a la poca contaminación que encontraremos. En las playas también podremos alquilar un hidropedal por un precio muy económico que nos hará pasar un rato divertido con nuestros amigos o pareja, aunque debemos tener en cuenta de que necesitamos bastante fuerza para moverlo y tal vez no sea la mejor opción después de un día de borrachera.

Ibiza es el destino turístico mas famoso para las fiestas, sin embargo también se caracteriza por ofrecer a los turistas un lugar idílico para el descanso y la naturaleza, lleno de vida por sus playas vírgenes y cristalinas.

La isla está llena de acantilados muy bonitos a los que poder visitar fácilmente, ideal para el turista que busca escaparse de su rutina y escuchar el sonido del mar que relaja la mente y nos hace encontrar la paz interior.

Es muy sencillo encontrar un lugar sin ruido, sin molestias, simplemente huyendo de la capital y los puertos donde está lleno de jóvenes que buscan fiesta cada noche. Airbnb es una buena opción para encontrar estos lugares ya que son casas particulares alejadas y que nos dejarán a mejor precio por el echo de no ser céntricas. La distancia no será problema para nosotros porque la isla es muy pequeña y en minutos podemos plantarnos en cualquier supermercado para tapar nuestras necesidades en cualquier momento.

La mejor recomendación es alquilar una moto, es muy sencillo y no te pondrán complicaciones, eso hará que nuestro viaje sea aun mas relajado y no tengamos que caminar por la isla que está llena de pendientes que hay que superar y sería un poco molesto para el turista que busca estar relajado. Los paseos en velero son muy habituales por el puerto, te ofrecerán por un módico precio un viaje sin precedentes que te hará sentir la isla de otro modo, mucho mas isleño y idílico.

También, si disponemos de mas dinero podemos barajar la opción de alquilar un pequeño barco o moto acuática, que nos hará ver la isla desde otra perspectiva mas marítima y disfrutaremos de la fauna de los arrecifes que rodean toda la isla.

Ibiza está lleno de actividades como el senderismo o el paseo en quad para acabar como Angel Nieto, es importante llevar casco chicos o el pavimento te dejará hecho jirones.